Viajes

Introducción al jamón ibérico extremeño: consejos para reconocer un buen jamón

Pin
Send
Share
Send


Bellotas sostenidas por bloguero gastronómico.

Si os preguntasen por un producto gastronómico extremeño ¿qué diríais? seguro que jamón. Y aunque las referencias para sibaritas en Extremadura no se acaban aquí (quesos de la Torta del Casar y de la Serena, vinos de la Ribera del Guadiana o las maravillosas cerezas y picotas de las que ya os hemos hablado por citar sólo a los más populares) el jamón ibérico es sin duda la más conocida.

La Ruta del Jamón Ibérico Dehesa de Extremadura

Pues bien, gracias al blogtrip que realizamos a finales de Marzo pudimos recorrer parte de la Ruta del Jamón Ibérico Dehesa de Extremadura en Badajoz (si no habéis ido esta Semana Santa aprovechar cualquier fin de semana, ahora es la época perfecta) y descubrir cómo el ser humano ha sabido adaptar la entorno a su conveniencia pero sin destruir ni alterar el equilibrio natural de las cosas, aprovechando todo lo que la naturaleza le ofrece a cambio, eso sí, de un duro trabajo. Esta es la esencia de la dehesa extremeña, una integración total entre hombre, cerdo y paisaje.

Dehesas hasta donde alcanza la vista

Más de un millón de hectáreas componen el paisaje de la dehesa. Este bosque humanizado es el hábitat de la raza autóctona de cerdo ibérico (del cuyas piernas traseras se obtiene el jamón y de las delanteras la paletilla junto a otras muchas cosas igualmente deliciosas porque ya se sabe, del cerdo se aprovechan hasta los andares) de color negro, patas estilizadas, musculoso y elegante a la vez. Verlos hozar la tierra genera una sensación de profunda placidez muy de agradecer.

El cerdo se alimenta durante la montanera (la época en que la bellota cae al suelo) más o menos entre Octubre y Marzo, de pasto y de las bellota que encuentra. Y sabemos que encuentra muchas porque tiene al menos una hectárea para el solito para buscarlas. Si a esa alimentación tan sana le añadimos los cientos de kilómetros que camina el animal el resultado sólo puede ser máximo placer (para el cerdo y para el que se lo come claro) que se puede oler, tocar y ver.

El excelente jamón extremeño

Pin
Send
Share
Send